“El ejercicio del derecho a la mujer a la salud requiere que se supriman todas las barreras que se oponen al acceso de la mujer, a los servicios de salud, educación e información, en particular en la esfera de la salud sexual y reproductiva”.

Art.21 Observación General N°14 – PIDESC

El rol del Estado

El estado tiene la obligación de respetar, proteger y cumplir que se garantice la disponibilidad, accesibilidad, aceptabilidad y calidad de la información, los bienes y servicios de la salud sexual y reproductiva.

Debe asegurar la universalidad, integralidad y solidaridad en el acceso a todos los servicios de salud sexual y reproductiva, sin discriminación o exclusión por motivo de etnicidad, color, sexo, idioma, religión, opinión política, origen nacional o social, posición económica, nacimiento, discapacidad, edad, nacionalidad, estado civil y familiar, orientación sexual o identidad de género, estado de salud entre otros.

Desde ForoSalud consideramos que es necesario transversalizar los enfoques de género, derechos humanos e interculturalidad. Esta conjugación social y política resultan indispensables para generar igualdad de oportunidades entre mujeres y hombres. La situación del país exige lograr un acceso igualitario en los recursos sanitarios, reducir las brechas de desigualdad y género y las prácticas discriminatorias que suelen ser aspectos centrales de la inequidad en el acceso a los servicios de salud.